Pachacamac es un importante santuario precolombino que ubica a las afueras de Lima. / Fotos: Difusión

Artículo escrito por Carina Moreno Baca

“Pachacamac tiene una larga continuidad histórica, como lo prueban sus edificios y su evolución arquitectónica, además de las evidencias dejadas por los peregrinos que visitaban el sitio. Cómo sabemos, Pachacamac era un gran centro de peregrinaje en la época inca y los peregrinos acudían al lugar a pedir consejo al oráculo. Según los cronistas españoles, había una serie de ritos que debían de cumplirse antes de consultar al oráculo, entre ellos descalzarse, razón por la cual hay una serie de ojotas expuestas de diferente tamaño y forma”, asegura Denisse Pozzi-Escot, arqueóloga a cargo del sitio que es administrado por el Ministerio de Cultura y que se ubica al sur de Lima, en el kilómetro 31.5 de la antigua carretera Panamericana Sur.

Pachacamac integra dos palabras quechua: ‘Pacha’, que significa Tierra, y ‘Camac’, que es Alma. Es decir ‘El alma de la tierra’, aquella divinidad que según se creía podía hacer mover la Tierra con sólo girar la cabeza.

El antiguo santuario ocupa un área de 465,32 hectáreas y tras años de investigaciones y puesta en valor se ha podido determinar tres zonas: la zona ceremonial, que comprende los recintos que se encuentran dentro de la primera muralla (el Templo del Sol, el Templo Pintado, el Templo Viejo y el área denominada “El cuadrángulo”); la zona administrativa, dentro de la segunda muralla, que incluye 17 pirámides, además de depósitos, plazas y almacenes; y la zona residencial, que era de uso doméstico y donde se alojaban los peregrinos.

Pachacamac fue ocupado, según se puede apreciar en las edificaciones y en los objetos encontrados, de manera sucesiva por los Wari, los Ichma, para luego alcanzar su esplendor durante la ocupación Inca, hasta que comenzó su abandono y decadencia con la llegada de los españoles.

Nuevo Museo de Sitio
Hace apenas algunos meses se inauguró un nuevo Museo de Sitio que busca complementar la información ofrecida en la zona arqueológica. “Este nuevo edificio nos permite exponer gran parte del patrimonio cultural que hemos ido rescatando tras años de investigación en el sitio, como por ejemplo quipus, textiles, cerámicos…,” nos cuenta la directora sobre el museo que fue diseñado por los arquitectos Patricia Llosa y Rodrigo Cortegana.

“Por otro lado, el museo dispone de depósitos para poder conservar los materiales en óptimas condiciones conservación. La obra ha sido considerada entre los 7 finalistas del concurso del MCHAP, Mies Crown Hall Américas Prize, y figura como uno de los mejores edificios a nivel del continente americano, luego de haber sido seleccionada entre 175 otras obras arquitectónicas”.

En este moderno museo, que fue construido para integrarse a la arquitectura del sitio, se exhibe una selección de la colección integrada por 615 piezas de cerámica, 2.312 textiles, 49 objetos de metal, 2.402 de material orgánico y 122 de material lítico que han sido encontradas durante las investigaciones realizadas en Pachacamac por importantes investigadores como Max Uhle, Julio C. Tello, Arturo Jiménez Borja, entre otros. Mención aparte merecen los 32 quipus, parte de los cuales se exhiben en el museo, para mostrar las diversas variedades que se trabajaron o que fueron dejados como ofrendas.

El museo posee también una sala de exposiciones temporales en las que se muestran trabajos vinculados al sitio, como el realizado con las mujeres de la comunidad para la creación de microempresas en torno a la artesanía local o las jornadas de concientización en torno al patrimonio.

Otra de las nuevas atracciones de Pachacamac es la laguna Urpiwachaq, recuperada gracias a un proyecto dirigido por el arquitecto José Canziani y Janet Oshiro. La laguna ha sido integrada al recorrido del santuario y permite verlo tal como fue en las épocas prehispánicas.

+ info: MUSEO DE SITIO PACHACAMAC

Una ‘peregrinación’ a Pachacamac

Post navigation


Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *